Enamorarse no es amar. Puede uno enamorarse y odiar.


(Dostoiewski)